Elizabeth DUVAL

Reina

PRH-Caballo de Troya, 2020

La prensa ha dicho...

“… Es una novela, también parece un diario, y siempre es una autoficción explícita. En el título , una aspiración: reclamar el trono frente a la ley, frente a quien lo ostenta hoy (divertidísimo, el capítulo a cuenta de Paul B. Preciado., que acaba en tablas). Los últimos compases son fantásticos: elegante y fiera puesta en cuestión de los mecanismos autofictios , en ellos Duval se pregunta por la escritura, el texto, la identidad, su lectura (en femenino, naturalmente). No paro de encontrar aquí hilos de los que tirar y por los que dejarme seducir." Nadal Suau, El Cultural

«Una escritora transfemenina, filósofa, muy precoz y muy impresionante.» Luna Miguel

«Uno de los emblemas más visible de la causa trans.» El País

«Abre su corazón con los primeros diarios de una mujer de la Generación Z [...] De lo más esperado de este año.» Begoña Alonso, Elle

«La joven madrileña tiene todo para convertirse en la próxima estrella de la filosofía española [. . .] Sorprende, sobre todo, la madurez del discurso de Duval, además de su amplia cultura.» Víctor Lenore, Vozpópuli

“Material inflamable. Tiene visos para ser categorizada fenómeno literario, intelectual… a lo Kant. Con su reciente libro ‘Excepción’, es como si hubiera llevado a la poesía  a Mark Fisher y su ‘Realismo capitalista'.”  Ruth Díaz, El Mundo

"Un texto donde el pulso ensayístico de la escritora es más que evidente y donde ésta plantea una parodia de la autoficción, abordando desde una primera persona pudorosa su día a día como estudiante de filosofía en París.” Anna Maria Iglesia, The Objective

“Duval llena sus páginas de acción en un escenario en el que lo cotidiano convive con lo extraordinario, lo mundano con lo filosófico, lo real con la ficción (o con la autoficción). Una novela sorprendente por su fuerza y por la delicia de una prosa elegante y desprovista de subterfugios, clara, limpia y fresca. Duval llama a cada cosa por su nombre y utiliza el nombre preciso de cada cosa, mostrando así un dominio de su lenguaje solo comparable con el de sus claras ideas. Su mirada sin artificios hace que su claridad resulte adictiva. Duval es generosa y comparte con el lector su mundo, sus ideas y sus inquietudes, no solo sus recuerdos.” Esquire

Reina se presenta, como novela, como una batería léxica inexpugnable, un despliegue formal reluciente, un intento alocado de afirmar que la palabra es, en el siglo que cruzamos, el arma definitiva para desanudar las grandes tensiones del mundo.” Zenda

Sinopsis

Primeras memorias en España de una mujer de la generación Z que a los 19 años ya es un referente de la poesía y del activismo.

«Yo creo -escribe Elizabeth Duval en Reina - que estaba enamorada de ella porque era como un personaje novelesco, una gran aparición del azar, una fuerza sin rumbo ni dirección alguna.»

Aunque a lo largo de la historia el dilema entre la escritura o la vida ha influido en numerosas obras, lo cierto es que la respuesta más sensata siempre estuvo a la vista de todo el mundo, tal y como podemos deducir con la lectura de este libro: la literatura y la vida.

Estudiante en París de Filosofía y Letras Modernas, la escritora y activista Elizabeth Duval (Alcalá de Henares, 2000) inicia un diario que inevitablemente acaba transformando su realidad, mediada por una especie de concepción novelesca de la propia existencia.

Con un talento excepcional para hacer dialogar su prosa con la historia de las ideas, proponiendo así un interesante dispositivo de estimulación intelectual, a lo largo de Reina circulan numerosos asuntos que zigzaguean entre las esferas de lo público y lo privado. Entre sus temas destacan la vida universitaria como iniciación a la madurez, la política bajo el capitalismo tardío, o el amor postadolescente desde una óptica que desborda todas nuestras expectativas sobre el asunto y lo sublima en una reflexión sobre los afectos y el deseo tan universal como radicalmente nueva.